16.3 C
Córdoba
20 junio, 2024

Krakens y sirenas: cuando la sirenita es la malvada


En la nueva película de animación de DreamWorks, los monstruos marinos son buenos, y la malévola es el personaje siempre angelical.

En los tiempos que corren, descontracturados, Krakens y sirenas: Conoce a los Gillman da un giro a los personajes protagónicos: los monstruos marinos son buenos, y una sirena es la malvada de esta animación de DreamWorks, el mismo estudio que hizo Shrek, Cómo entrenar a tu dragón y Kung Fu Panda, por ejemplo.

A primera vista parece una insinuación contra La Sirenita, de Disney, actualmente en cartel, haciendo que la nereida animada represente a la maldad.

Los Kraken del título son unos enormes y legendarios monstruos marinos, que supuestamente solían aparecer por las costas de Noruega.

Ruby, la hija adolescente Kraken y enamorada en secreto de un humano. Fotos UIP

Ruby, la hija adolescente Kraken y enamorada en secreto de un humano. Fotos UIP
Pero los Kraken, al menos la familia Gillman que muestra DreamWorks, se han adaptado y se hacen pasar por humanos en un pueblito, sí, costero. El chiste cada vez que alguien pregunta el porqué de su color de piel azulado es decir que son de Canadá.

Los Kraken no deben tomar contacto con el agua del océano -así como los personajes de Fuego de Elementos, de Pixar, no pueden ser tocados por el agua, pero, y si no hay pero ya sabemos que no habría película, Ruby, la hija adolescente de la familia, para salvar al humano (moreno) del que está secretamente enamorada, se arroja al mar a salvarlo.

Cuando llega la sirena, parece que va a ser gran amiga de Ruby. Pero...

Cuando llega la sirena, parece que va a ser gran amiga de Ruby. Pero…
Y así se convierte en una enorme Kraken. Y cuando decimos enorme, es capaz de estallar un edificio al crecer. Por suerte, con el pasar de los minutos vuelve a su tamaño habitual. Y a recuperar la ropa, intacta, no como hacía El increíble Hulk.

Aceptar a quien es distinto

Krakens y Sirenas: Conoce a los Gillman es una historia de superación, de romance, de aceptar a quien es distinto -muy distinto-, a no guardar secretos entre familiares. Agatha, la madre, nunca le reveló toda la verdad a su hija, que no sabe que su abuela vive en el fondo del océano.

Las Krakens y las sirenas: la película tiene a los personajes femeninos como protagonistas.

Las Krakens y las sirenas: la película tiene a los personajes femeninos como protagonistas.
Pero ¿es una película para adolescentes, ya que habla del autodescubrimiento personal, plantea el drama de crecer y rebelarse ante sus progenitores, o al menos, su mamá -los personajes masculinos no tienen tanto peso aquí-? Y, no tanto, porque el humor es bastante infantil, y a excepción de los últimos 20 minutos, cuando las acciones se tornan, no digamos violentas, pero sí intensas, es un filme más para chicos que cursan la escuela primaria.

La animación es bien de DreamWorks: colores brillantes, escenografías coloridas cuando no algo extrañas. El director de la primera Los Croods, Kirk DeMicco, le imprime mucho humor, algo de aventura y bastante moralina a la película, en la que quienes terminan decidiendo la suerte de todos y todas son personajes femeninos.

Ruby, Connor y el océano.

Ruby, Connor y el océano.
Sí, como en La Sirenita, y como en Elementos.

No busquen copias subtituladas para escuchar a las voces de Jane Fonda o Toni Collette, la abuela y la madre de la protagonista, o de Colman Domingo o Will Forte, porque, al menos en mi búsqueda por la web, no encontré ninguna sala que ofrezca esa posibilidad.

«Krakens y sirenas: Conoce a los Gillman»

Buena

Animación/ Aventuras. EE.UU., 2023. Título original: “Ruby Gillman, Teenage Kraken”. 90′, ATP. De: Kirk DeMicco y Faryn Pearl. Salas: Cinépolis Recoleta, Houssay y Avellaneda. Showcase Belgrano y Quilmes, Hoyts Abasto, Cinemark Puerto Madero.

Últimas Noticias
NOTICIAS RELACIONADAS